Logo de Respirar y Meditar Respirar y Meditar

Meditación
Lama en la montaña

La Meditación es el sendero del desarrollo de la belleza, del amor y de la paz interior

Cuando hablamos de meditación estamos hablando de una de las actividades más hermosas que puede realizar una persona a lo largo de su vida. Es la puerta de acceso al auto conocimiento, a los espacios mentales, al universo interior y hasta la realización más elevada que puede alcanzarse como ser humano.

Los hombres y mujeres de todos los tiempos han comprendido que existe una vida hacia afuera y una vida hacia el interior de su mente. Pero además, han comprobado de manera experimental que la meditación mejora la salud y el bienestar de cuerpo y mente.

La meditación es un tesoro

Meditar no es difícil, pero hay que aprender cómo hacerlo. Por otra parte, igual que sucede con tantos otros conocimientos, su aprendizaje requiere practicar de manera repetitiva durante un tiempo, diferente para cada persona, hasta adquirir su dominio.

Una vez dominado el arte de la meditación, se convierte en un tesoro de valor incalculable. Es en meditación donde pueden responderse preguntas clave en la vida de cualquier persona tales como qué soy yo, cuál es el propósito de mi vida o cualquier otra pregunta que se nos plantee en un momento dado.

La meditación es una fuente de creatividad infinita. Meditando se construye un estado de paz mental incomparable con ningún otro estado de bienestar. Dicen los antiguos sabios tibetanos que ese estado de paz supera a todo conocimiento.

Meditar nos hace más positivos

Al meditar volvemos la atención hacia el interior de nuestra mente. Observamos los pensamientos que nacen de manera natural, sin generarlos ni propiciarlos desde la mente consciente. Estamos acostumbrados a poner en nuestra imaginación aquello que nos llega a través de los cinco sentidos. Aquello que viene de fuera. Para meditar dejamos de prestar atención a lo externo para fijar la atención exclusivamente en las ideas que nuestro propio subconsciente aporta a través de la imaginación.

De manera natural, la persona que medita va tomando conciencia de aquellos aspectos negativos de su personalidad que le molestan, le frenan o le dañan y al mismo tiempo van tomando carta de naturaleza los aspectos positivos de su personalidad, aquellos que le ayudan en su desarrollo personal.

Si lo pensamos tranquilamente, ¿qué puede haber más importante que aprender y desarrollarse como Ser Humano?

La clave del desarrollo personal

Sé que muchas personas prefieren no pensar en el hecho de la muerte del cuerpo físico, aunque todos hemos de pasar por ese trance y cuando esto sucede quedamos despojados de todo aquello que nos rodea del mundo material. Si nos llevamos algo, no será material. Sólo podremos llevarnos aquello que se grabó en nuestra memoria por haberlo disfrutado o aprendido. Aquello que hayamos atesorado con nuestro desarrollo personal. Y la meditación es la herramienta clave.